Escucharme

Uno de los pasos que me ayudan a sentirme mejor es escucharme cada día un ratito. Pasar tiempo conmigo a lo largo del día me permite escuchar qué es lo que tengo dentro, qué estoy mascando y así aprovecho, lo respiro y lo dejo ir.

Antes pasaba un día, otro, otro y otro mas, y parecía que todo marchaba sobre ruedas, hasta que un día pasaba algo tan simple como dormir un poco menos de la cuenta o discutir con alguien y entraba en crisis. La tristeza tocaba la puerta y se instalaba varios días arrastrándome al fango y costándome salir de ella.

Agradezco esos días porque eran parte del proceso, porque me han ayudado a darme cuenta de que si día a día voy soltando un poco de lastre, los momentos de tristeza son menos y si llegan no invaden, sino que me saludan, los acojo y los dejo ir.

En este estar conmigo descubro mis patrones de conducta, cuáles son mis tendencias, como por ejemplo la de no descansar y tender a la nostalgia, mis percepciones erróneas, y aplico los antídotos: comer bien, bailar, meditar, recordarme el valor del tiempo y quererme mucho.

Hoy rindo tributo a mis preciosos 16 años,

Muchas gracias y perdón,

Ojalá todos los seres seamos felices,

Ojalá cese el sufrimiento y sus causas,

Pueda yo hacerlo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .