Hoy tenía que ir a un sitio que no me apetecía especialmente ir, podría explicar los porqués pero realmente no son fuente de inspiración ya que vienen de patrones y tendencias que intento dejar atrás y que cada vez habitan menos en mí por lo que considero innecesario centrarme en ello. La cuestión es que tenía/ quería ir, sabía que era positivo para alguien ajeno a mí, y a su vez, me costaba. Ante este punto solo puedo optar por no ir, o por ir y ver qué me depara la vida y a su vez romper esos posibles bloqueos.

He decidido ir, pero antes he hecho un intento de preparación para lo que me iba a encontrar, para las posibilidades que me podrían generar malestar o incomodidad. A veces al pensar en estos términos creemos que es una llamada a que suceda pero para mí es todo lo contrario, es una invitación a estar consciente de lo que suponen para mí algunos movimientos, de lo que se remueve dentro de mí.

Tras asistir me he alegrado de haber ido, de haber disfrutado del momento, de haberlo compartido y de haber hecho frente a mis propias batallas, porque huyendo y haciendo que no existe lo vivido no se disuelve por sí mismo, sino que se queda en un lugar recóndito que no siempre es fácil acceder a él, así que aprovechemos cuando la puerta se abre.

Cada día se abren espacios ante nosotrxs, acogerlos y agradecerlos!

Muchas gracias y feliz día!

Ojalá todos los seres seamos felices,

Ojalá cese nuestro sufrimiento y sus causas,

Podemos hacerlo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.