Conducción en cuestas

La gente que me conoce sabe que me gusta conducir, que puedo ir al fin del mundo modo popopo, pero también saben que aparcar y poner el coche en marcha después de una cuesta me suele costar, valga la redundancia.

En esas andaba hoy cuando me ha tocado parar en mitad de una rampita, y tras varios intentos sin conseguirlo, he decidido dejarle a mi amiga, que no tiene esos inconvenientes, y lo ha puesto en marcha perfectamente. La gente que estaba a un lado, ha visto la escena, y se ha reído, y la verdad es que cuando tú mismx sabes quién eres, cuáles son tus fallos y tus limitaciones, no hay mucho que los demás puedan hacer que te siente mal o que te haga daño, porque has llegado al punto de la plena comprensión de tu ser profundo y lo demás es historia.

Llegar al fondo de tí.

Muchas gracias y feliz día!

Ojalá todos los seres seamos felices,

Ojalá cese el sufrimiento y sus causas,

Podemos hacerlo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.