En París

Me encanta ver cómo cambia un paisaje en cuestión de segundos, bueno, quizás no tan rápidamente pero lo parece. Primero está el sol, los pájaros cantan, sientes el calor, después empiezas a oír el piar mucho más rápido, se levanta el viento y al de 15 minutos, la tromba de agua.

En la mente sucede lo mismo, tienes una idea muy clara, clarísima, pero a medida que pasa el día y vas tomando aire y das espacio a esa idea, la idea desaparece o quizás permanece pero ya no de un modo tan arraigado, tan firme.

Acogerlo todo, con aceptación, amor y agradecimiento.

Muchas gracias y feliz día!

Ojalá todos los seres seamos felices,

Ojalá cese nuestro sufrimiento y sus causas,

Podemos hacerlo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .