El loco

Y de repente miras a tu alrededor y todo son hojas en el suelo, colores rojizos en los árboles, el olor a humedad, a castañas y mandarinas. Y es algo que se da a poquitos, no es de la noche a la mañana, pero ahí están, presentes.

Aunque parezca que no, aunque no veas el resultado inmediato, aunque creas que nada pasa y que estás en ese punto de no avance, no es así. Mientras haya vida, hay movimiento, y más aún cuando decides moverla y no mirarla.

Muchas gracias y feliz día!

Ojalá todos los seres seamos felices,

Ojalá cese nuestro sufrimiento y sus causas,

Podemos hacerlo!

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.